Publicado por & archivado en Actualidad, blog, Casa Rubio.

Vivimos en unos tiempos obsesionados por la novedad y el cambio constante. Las prisas nos impiden en la mayoría de las ocasiones disfrutar del paisaje y del momento. Buscamos constantemente estímulos nuevos, y cuando los encontramos, los descartamos de inmediato para lanzarnos de nuevo al hallazgo de otros. Ante este panorama, en el restaurante Casa Rubio de la Judería de Córdoba decidimos aferrarnos a una garantía insoslayable: la calidad indiscutible del recetario tradicional de Córdoba y Andalucía.

Con el trascurrir de los años, nos hemos percatado del acierto de nuestra elección. En el trasiego constante de clientes que pasan por nuestra taberna y restaurante, tanto foráneos como extranjeros, nos congratulamos al comprobar que el encanto y sabor de nuestra cocina tradicional sigue causando sorpresa y satisfacción en el rostro de los comensales.

Flamenquin Casa Rubio

Pocas cosas comparables al sabor y calidad de un flamenquín elaborado con los mejores productos, al más puro estilo Casa Rubio.

Pero en Casa Rubio no nos limitamos a mimetizar el recetario cordobés y andaluz, sin más. Siempre nos gusta aportar algún elemento extraordinario a platos de siempre. Y en esas lides se superan cada temporada nuestro equipo en la cocina, perfectamente comandado por Rafael Prieto.

Ya sea la cuidada elección de los productos e ingredientes, basada en una estrecha relación con nuestros proveedores; o un giro personal a propuestas tradicionales (sirva de ejemplo de esto nuestra ensaladilla con pulpo y sal negra, uno de los platos más exitosos de nuestra nueva carta), jornada a jornada reivindicamos la validez de la cocina tradicional para seguir sorprendiendo y aportando un soplo de aire fresco a las experiencias culinarias del comensal más avezado.

Por ello, os invitamos este fin de semana a dejaros sorprender en Casa Rubio. Ya sea con un tapeo rápido en la barra de nuestra taberna, o disfrutando plácidamente en nuestros salones. Como nos gusta decir, tapea tranquilo, tapea sentado.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *